Semana 14: Empieza el segundo trimestre

El bebé continúa desarrollándose y creciendo, a pesar de que todavía sea muy pequeño; de hecho, es del tamaño de un limón, pero su estructura básica del cuerpo ya está formada.

Ver más: Semana 30: El bebé cambia de posición

Durante la semana 14 el cuerpo del feto crece más rápido que la cabeza, donde ya se le podrá ver el cuello. En cambio, sus piernas y brazos se alargaron un poco más, para verse más proporcionado.

Además comienza a nacerle el lanugo, que es un vello corporal aterciopelado y muy delgado, que protege la piel del bebé dentro del útero materno.

Generalmente, el lanugo se desprende aproximadamente a las 40 semanas; sin embargo, algunos bebés tienden a nacer con él, aunque se caerá a las semanas.

Los cambios que experimenta la madre durante esta semana no son varios, la buena noticia es que al pasar estos días se disminuye las posibilidades de tener un aborto espontáneo.

La barriga continúa creciendo, los pechos están más grandes y muy sensibles, por esa razón se deben cambiar las tallas del sujetador sin aros y de tela natural.

Pero no son todas buenas noticias, debido que los dolores de espalda comienzan a ser más recurrentes, para limitarlos se debe optar por calzados planos y usar una almohada adicional. Evita automedicarte, para ello acude al doctor, sobre todo si el dolor es frecuente y muy fuerte.

Otra molestia que experimentan es la hinchazón de las piernas por retención de líquidos, para combatirlas se debe tomar descanso, tomar bebidas sin gas y evitar alimentos picantes y al estar acostada mantén las extremidades levantadas.

En la semana 14 puede que el doctor realice un análisis de múltiple marcado, éste revela las probabilidades de que el bebé tenga Síndrome de Down o alguna otra anomalía cromosómica. Para realizarla deberá introducir una aguja muy delgada en el líquido amniótico que rodea al feto, y obtener de ella una muestra y analizarla.

Datos Eme:

  • Para aliviar la rinitis del embarazo se puede utilizar un humidificador o colocar un poco de jalea de petróleo en la nariz.
  • Utiliza cremas solares para evitar la aparición de manchas de la piel.
  • Realiza ejercicios moderados para limitar las contracciones involuntarias del músculo.

Puedes leer esta nota en Eme de Mujer Venezuela

Publicidad

Comments

comments

Escrito por
Más de Equipo Eme